No Pongas en riesgo tu salud

14/11/2017

imagen estres laboral

Desde hace unos días, la Empresa está publicitando su política relativa a la prevención del estrés y la promoción del bienestar en el trabajo (Policy 180) a través de un curso online. Nos alegramos que finalmente haya estimado oportuno establecer unas directrices que ayuden a toda la Organización a gestionar adecuadamente el estrés. Desde la Sección Sindical de UGT lo venimos reclamando desde hace años, al detectar que se está convirtiendo en uno de los riesgos más relevantes a los que estamos expuestos, pero que para la Empresa parecía no tener importancia.
Son muchos los motivos que están provocando esta escalada de los riesgos psicosociales y en particular del estrés; las últimas reorganizaciones, la reducción de plantilla en prácticamente todas las áreas, el incremento de la carga de trabajo y objetivos cada vez más exigentes, el aumento de los ámbitos de actuación así como los cambios tecnológicos y de sistemas en todas las líneas de negocio. Por lo que no parece que todas estas decisiones vayan acorde con la línea marcada por la citada policy.
Lamentamos que estas políticas impuestas desde Italia consideren la participación de los Delegados de Prevención de manera testimonial. Seguimos insistiendo en la necesidad de que se favorezca una participación efectiva, al objeto de que las medidas que se adopten tengan un impacto real en la reducción de los riesgos psicosociales y no se apliquen de manera unilateral medidas ineficientes que dilatan aún más la solución de los problemas, como ocurre concretamente con el plan de acción del área comercial.
Todas las declaraciones de intenciones reflejadas en las políticas quedan en “papel mojado” al comprobar cómo tras la investigación de un accidente de circulación de un compañero, el SPM elabora unas conclusiones a modo de “Lecciones aprendidas” en las que se limita a trasladar la responsabilidad exclusivamente al trabajador, por su falta de previsión respecto al tiempo de descanso, y de la vigilancia de las circunstancias que puedan generar una situación de riesgo durante la conducción de un vehículo, tales como: la distracción, la prisa, comida inadecuada, el cansancio y el exceso de confianza en las vías rutinarias, obviando absolutamente las causas origen del accidente: desplazamientos de más de 600 km en un solo día, sumado al tiempo de reunión con clientes, y tiempo de almuerzo, que supera con creces la jornada laboral.
Esta situación no es un caso aislado, y el “más con menos” que nos impone la Dirección hace que los desplazamientos de los trabajadores sean cada vez más largos y con más gestiones e intervenciones a realizar en cada jornada laboral, aumentando el cansancio y el riesgo de sufrir accidentes.
Efectivamente, los trabajadores deben ser estrictos en el cumplimiento de las medidas preventivas de riesgos laborales, y ello incluye hacer uso de lo que el Convenio regula para los desplazamientos. Recordemos que cuando es necesario realizar recorridos de más de 60 Km de distancia está regulado en el Convenio como desplazamiento con pernocta. Pero sobre todo debemos tener claro que el “sobre-esfuerzo”, la Dirección no lo va a valorar en caso de accidente, sino que será usado en nuestra contra entendiéndolo como un acto de imprudencia.
Dada la gravedad del tema, os animamos a que si tenéis cualquier duda al respecto, contactéis con vuestros delegados de UGT para informar de cualquier circunstancia que no os permita cumplir con lo regulado en el Convenio o que pueda suponer un riesgo para vuestra salud.